5 cosas que haces y que tu perro odia

5 cosas que haces y que tu perro odia

Los perros se han convertido en parte importante de la vida de muchas personas, por su capacidad de integración en el núcleo familiar.

Pero dentro de la convivencia diaria, puedes estar realizando algunas acciones que involuntariamente irritan a tu mascota, sin que tú lo sepas.

A continuación te explicamos 5 cosas que habitualmente hacemos, y que pueden llegar a ser sumamente molestas para nuestros perros.

Uso de sustancias perfumadas

Es normal que a diario usemos perfumes para tener un olor agradable; o que utilicemos sustancias aromatizadas para darle una mejor fragancia a los espacios del hogar. Pero esta acción irrita a la mascota, pues su sentido de olfato es mucho más sensible que el del ser humano, y los olores fuertes suelen ser desagradables para ellos.

De hecho, ellos prefieren oler tu aroma natural, ya que se sienten más conectado contigo.

Corte de uñas

Una de las rutinas de limpieza que los perros suelen odiar es el corte de uñas, ya que para ello se deben manipular constantemente sus patas. Al sentir que sostienes sus patas firmemente, el perro siente una sensación de aprisionamiento, que le genera la idea de estar castigado.

Por otra parte, las almohadillas de sus patas son sumamente sensibles y les generan sensación de cosquilleo, por lo que si frotas constantemente esta parte de sus patas, se sentirán bastante incómodos.

Abrazos y susurros

A pesar de que muchos perros se adaptan progresivamente a estos gestos, normalmente son acciones que les molestan ampliamente. Al abrazarlos fuertemente, les generas la idea de que no están en control y esto los puede desequilibrar, ya que para ellos, su principal rol es el de ser los protectores del hogar.

Especialmente debes evitar susurrar o soplar alrededor de sus orejas, ya que esto genera una sensación realmente molesta, que puede desencadenar acciones violentas en el animal, aun cuando siempre haya sido dócil.

Hora del baño

El uso de lociones y jabones con fragancias, además del largo tiempo que el animal debe permanecer mojado, puede generar cierto estrés en la mascota. Es por ello debes intentar mejorar la experiencia empleando técnicas adecuadas de baño, donde no lo presiones demasiado.

Intenta tener una actitud amable con tu perro en todo momento, y eventualmente se acostumbrará a su rutina de baño.

Contacto con su hocico

Tocar su hocico o incluso sus bigotes puede ser una acción realmente molesta para tu perro. Para ellos, su hocico es uno de los componentes más importantes de su cuerpo, ya que les permiten orientarse de muchas maneras.

De hecho, sus bigotes son los que los ayudan a explorar el mundo que les rodea, ya que éstos envían constantemente señales directamente a su cerebro para ayudarles a determinar el tamaño de las cosas, o la velocidad de los objetos que se mueven a su alrededor.

Por ello, debes evitar tocar su hocico, y especialmente cuidar que sus bigotes se mantengan en su estado natural. No intentes recortarlos, ya que como ves, éstos cumplen funciones vitales para el animal.


Comentarios